Está Ud. en: Noticias > Cuenta atrás para los plásticos de un solo uso

Cuenta atrás para los plásticos de un solo uso

20 de Enero de 2021

Parece que ya queda menos para que los plásticos de un solo uso dejen de formar parte de nuestras rutinas diarias.


Cientos de objetos utilizados a diario en nuestra vida son considerados objetos de usar y tirar. Estos suelen ser de plástico, y nos facilitan muchas de nuestras tareas, pero el coste ecológico que se les atribuye parece ser demasiado elevado. Ya en el año 2015 se publicaron algunos datos alarmantes “la Universidad de Georgia ya advirtió que los mares recibían ocho millones de toneladas anuales de plástico y que podríamos alcanzar los 17,5 millones en 2025.”

El cambio resulta imprescindible. Es cierto que hasta hace poco, los plásticos disfrutaban de mucho protagonismo. Entonces resultaban prácticos, ligeros, económicos y fáciles de producir en masa. Pero en este momento resulta un problema serio. Su utilización ha ido incrementándose en las últimas décadas, llegando a estar presente en casi cualquier ámbito de nuestra vida, desde alimentación en cientos de envoltorios y envases (bandejas de forestan, sobre-empaquetado…) como en higiene (nuevamente envases de este material), así como en cualquier objeto que adquiramos para el hogar o el trabajo (sillas, útiles de oficina…) incluso en prendas de vestir.

Pero sin duda alguna, el puesto destacado se lo llevan los objetos de un solo uso tales como platos, vasitos, pajitas, bastoncillos… todos ellos fabricados a partir del plástico, y donde su vida útil es muy corta. Y en cierto modo aquí radica el problema. Que apenas se le puede dar más uso, tirándolo después y generando grandes cantidades de residuos.

 Pero esto parece que va a cambiar a partir de este 2021 según los acuerdos previos, ya que su fabricación quedará limitada, reduciendo la presencia de éstos. Puede que algunas personas crean que va a ser difícil acostumbrarse, pero lo cierto es que nuestros antepasados, sin falta de alejarnos mucho – podemos preguntar a nuestros abuelos y abuelas – eran mucho más sostenibles y ecológicos que nosotros/as, ya que el plástico de un solo uso apenas estaba presente.

Aquellos objetos que estarán bajo la lupa son: “pajitas para beber, palitos para remover, plásticos oxodegradables (aunque se degraden pueden quedar partículas en suspensión, pudiendo llegar éstas a ser nocivas para el entorno y la salud de las personas), palitos para sostener globos, envases para alimentos y vasos de poliestireno, y bastoncillos para los oídos.” Productos altamente resistentes, y que no se degradan fácilmente en la naturaleza.

 

En nuestras manos está el cambiar esta tendencia. Desde instituciones europeas se apoya y propone esta reducción y eliminación en el uso de estos objetos, pero son en definitiva las personas consumidoras quienes pueden ir desarrollando acciones que favorezcan una disminución en el impacto ambiental y climático. Todos y todas tenemos algunos de estos objetos todavía en casa, y hacer un uso responsable de ellos está en nuestras manos.

Desde la Red de Centros de Formación para el Consumo trabajamos en la promoción de hábitos responsables y sostenibles a través de diferentes actividades como es la Compra con 3 erres. Mediante esta actividad se pretende que las personas usuarias participantes comprendan que ir a comprar no sólo repercute en nuestro bolsillo sino también en el medio ambiente, ya que elegir el envase más eco y sostenibles resulta de vital importancia.

Conciencia y responsabilidad.

Un paso más cerca hacia un futuro más eco.

Volver

Buscador

Puedes realizar una búsqueda en nuestro histórico de noticias con el siguiente buscador:

calendar
calendar