Está Ud. en: Noticias > Eficiencia energética, más que un simple día

Eficiencia energética, más que un simple día

19 de Marzo de 2020

El pasado 5 de marzo se conmemoró el día de la eficiencia energética. Una fecha que es más que un simple día. Promover un consumo responsable de la energía ha de ser objetivo anual.

Cada vez estamos más cerca del año 2050, fecha que representa un hito en cuanto a consumo responsable y sostenible se refiere, y por supuesto también en energía. Tomar conciencia de la imperiosa necesidad de promover un consumo consciente y reflexivo en este sentido requiere de un esfuerzo significativo por parte no sólo de instituciones y organismos, sino también por parte de la población de a pie.

En primer lugar es primordial hablar del concepto eficiencia energética. Se hace referencia a la importancia de obtener un rendimiento útil de los aparatos y recursos que se tienen con una menor utilización de la energía. Podremos relacionar aquí el concepto ahorro y responsabilidad. Por ello es preciso tener en cuenta aspectos en nuestro día a día como:

  • La iluminación. Apostar por aquella iluminación de bajo consumo o bombillas LED que favorecen el ahorro energético, tanto en nuestros hogares como en los centros de trabajo, asegurándonos de apagar aquellas luces innecesarias y promoviendo un mayor aprovechamiento de la luz solar.

  • El aislamiento. Asegurarse de que tanto las ventanas como las puertas cierren adecuadamente, ayudando así a mantener una temperatura adecuada, de confort, en el interior de un espacio habitable.

  • En relación al anterior punto, decir que la calefacción es otro asunto de especial importancia en cuanto a eficiencia energética se refiere. Comprobar su correcto funcionamiento, realizar las revisiones pertinentes, utilizar programas para que funcione eficientemente según nuestras necesidades, y  controlar los termostatos, son algunos puntos a considerar.

  • Aparatos eléctricos y dispositivos electrónicos. Reducir el consumo y en consecuencia la factura de la luz es posible también si evitamos gestos sencillos como el dejar permanentemente encendidos aparatos eléctricos como pueden ser la televisión, el ordenador, quitar los cargadores si ya no están siendo utilizados como el del móvil o de las pilas recargables, etc. Aunque creamos que están apagados, en realidad siguen conectados a la corriente eléctrica, en stand –by.

  • Reducir, reutilizar, reciclar, reparar y responsabilidad como método de ahorro energético. Un ejemplo es la promoción del comercio de Kilómetro 0 o también denominado comercio de cercanía, donde se promueve el consumo de productos y alimentos de la zona, reduciendo así la energía consumida en transporte, además de incentivar la compra a granel, disminuyendo también la energía utilizada en la fabricación de envases.

Volver

Buscador

Puedes realizar una búsqueda en nuestro histórico de noticias con el siguiente buscador:

calendar
calendar