Está Ud. en: Noticias > Un Verano Sostenible

Un Verano Sostenible

16 de Junio de 2017

Recordar algunas de las cuestiones que se pueden tener en cuenta y que pueden ayudar a disfrutar de un verano sostenible resulta de nuevo interesante.

Verano-desarrollo

 

Recomendaciones orientadas hacia un ecoconsumo energético, responsabilidad en el ámbito de la alimentación, adquisición de hábitos saludables..., todas ellas tienen un mismo objetivo, garantizar la sostenibilidad y en consecuencia ayudar a la mejor preservación del entorno en que se convive. A continuación se van a proponer algunas indicaciones y sugerencias que pueden ser tenidas en cuenta.

  • Ropa ligera, fresca y amplia. Este tipo de prendas textiles ayudarán a mantener una temperatura corporal adecuada y a sobrellevar mejor las altas temperaturas en algunas zonas del territorio. Así mismo mantener una adecuada higiene personal es imprescindible para prevenir irritaciones y posibles afecciones y heridas. De igual modo y en relación a este tema, revisar el armario y comprobar qué es lo que se tiene es un gesto de responsabilidad. En ocasiones se adquieren más productos de los realmente necesarios. Analizar qué se tiene y si está en buen estado, y si se puede utilizar de nuevo nos ayudará a reducir el gasto en ocasiones más elevado de lo previsto (se suelen adquirir nuevas prendas de baño y variados accesorios derivado todo ello de la influencia en gran medida de la publicidad y de la moda). 
  • La importancia de una adecuada hidratación. La bebida más saludable por excelencia es el agua. Las bebidas refrescantes, dado su alto contenido en azúcar, nos darán más sed, por lo que su consumo ha de ser moderado. 
  • Ventilar habitualmente la casa y aquellas habitaciones en las que se conviva. Mantener una adecuada temperatura interior en el hogar es importante para conciliar el sueño nocturno y asegurar un correcto descanso. Al hablar de sostenibilidad pensamos en prevenir el uso de aparatos eléctricos como el aire acondicionado y climatizadores, por ello abrir las ventanas a primera hora de la mañana y asegurar una adecuada ventilación es imprescindible.
  • Aprovechar la luz solar que se nos brinda durante estos meses. Reduciremos considerablemente el consumo energético.
  • Se ha de pensar en el cuidado del entorno y naturaleza que nos rodea, por ello es importante evitar tirar basura en el entorno. Los bosques, ríos, mares, playas, parques… no son contenedores de basura. Separar los residuos y depositarlos en su contenedor correspondiente es responsabilidad de toda la población.
  • No desperdiciar comida ni agua. Hacer un uso responsable de ello garantizará una utilización sostenible de aquellos recursos que se necesitan. Aprovechar la comida sobrante para elaborar nuevos platos (siempre teniendo en cuenta las condiciones de conservación y salud convenientes), reutilizar el agua sobrante para regar las plantas, dar de beber a nuestra mascota, enfriar el agua en la nevera y evitar dejar correr el agua en el grifo hasta que enfríe… son algunas cuestiones que se pueden considerar y que ayudaran a reducir el consumo de recursos tan indispensables para la vida como éstos. 

 

 

Volver

Buscador

Puedes realizar una búsqueda en nuestro histórico de noticias con el siguiente buscador:

calendar
calendar